Nuestro adiós a un cómplice BIENALSUR: Christian Boltanski

14/07/2021

Tímido, severo, generoso, profundo, respetuoso, preciso, son algunas de las palabras que aparecen al pensar a Christian Boltanski, el artista francés, que acaba de fallecer. La memoria ocupó el centro de su proyecto creador en busca de aquel aspecto de lo humano que igualara a todos y a cada uno: en la pluralidad y la singularidad a la vez.

La soledad en la multitud ha sido el sino de su existencia, una modalidad que se imprimió en cada uno de sus trabajos: desde sus primeros cortos y las instalaciones de Sombras hasta los Archivos del corazón, pasando por Chance, la instalación en donde lidió con tres de sus obsesiones: azar, suerte y desgracia.

También en sus Monumentos e intervenciones realizadas en sitios emblemáticos como la iglesia derruida de Dresden o su gran intervención Migrantes, en el MUNTREF Sede Hotel de Inmigrantes, proceso de trabajo que nos tomó más de dos años, en los que aprendimos a conocernos y en los que se cimentó una prolongada colaboración y amistad. Boltanski fue además uno de los primeros “cómplices” de BIENALSUR. Fue el sitio que eligió para construir lo que ha sido el proyecto del último tramo de su vida: los mitos. En 2017 produjimos en la costa patagónica su instalación sonora Misterios en la que eligió preguntar a las ballenas sobre el origen del mundo. En 2019 curó su work in progress Draw me a flag presentado en el espacio público en Buenos Aires y en Río de Janeiro en simultáneo y fue protagonista de la exposición Extranjero residente con sus Caminantes y El último vals. Seguíamos trabajando con gran entusiasmo para esta edición -que se convertirá de algún modo en su homenaje- con su proyecto Animitas con el que como un gesto por la paz, intervendría la Pinacoteca Vaticana y Les disparues, la obra elegida para abrir la exposición que presentaremos en el Museo Provincial de Bellas Artes Emilio Caraffa, en Córdoba. 

Será difícil pensar en ir a París y no encontrarlo en La Closerie des Lilas o en Le Deux Magots o el Café de Flore. Será extraño no sorprenderlo con un saludo cariñoso el 6 de septiembre, día de su cumpleaños. Lo que sí sabemos que ocurrirá es que no podremos dejar de pensar con él, con su trabajo y su modo de pensar las formas de intervenir desde el arte.

Diana Wechsler y Aníbal Jozami