MYCORHIZES Los árboles se comunican entre sí a través de una "internet-ecológica" formada por la simbiosis raíces-hongos

Inauguración 19 de noviembre 17h Con curaduría de Diana Wechsler, directora artística de BIENALSUR, la intervención del artista conceptual y teórico argentino Carlos Ginzburg es un homenaje a la exposición "Escultura, Follaje y Ruidos" realizada en 1970 en la Plaza Rubén Darío de la Ciudad de Buenos Aires por el Centro de Arte y Comunicación (CAyC), organización  artística multidisciplinaria centrada en el concepto del “arte de sistemas” que tuvo a Ginzburg, Jorge Glusberg, Víctor Grippo, Clorindo Testa, Jacques Bedel y Luis Fernando Benedit como algunas de sus figuras principales. En esa oportunidad Ginzburg presentó la acción “Red de árboles”, en la que utilizó carteles y ató varios árboles de la plaza con cintas blancas para significar poéticamente que estos podían comunicarse mediante el follaje.  A 51 años de aquella obra, el artista vuelve sobre sus pasos para ofrecer una reversión adaptada al conocimiento científico actual en un contexto de creciente preocupación por la crisis climática y la degradación del planeta. Esta reversión de la obra de Ginzburg surgió a partir de un descubrimiento reciente: existen ciertos hongos que generan vínculos simbióticos con las raíces de los árboles y a través de ellos los árboles pueden conectarse entre sí conformando una suerte de “internet ecológica”. A esas asociaciones simbióticas entre los hongos y las raíces de las plantas se las denomina micorrizas (mycorhizes en francés).    Esta vez, los árboles de los jardines del MUNTREF estarán enlazados con cinta plástica impresa con la frase “MYCORHIZES BAJO TIERRA”, y cada árbol estará señalado con un cartel en el que se indica “FUTURO. BAJO TIERRA”.  La instalación está realizada con materiales reciclables y contará con una obra más pequeña dentro de ella bajo el nombre “Árboles negros-Oleoductos verdes”.  Este “nudo”, como lo define el artista, está compuesto por árboles secos pintados de negro y tubos de oleoductos verdes. De acuerdo a la mirada de Ginzburg, mientras los árboles van muriendo por el petróleo (simbolizado por el color negro), los oleoductos crecen sin inconvenientes.   Esta nueva presentación de Ginzburg se inscribe en el eje curatorial Conciencia ecológica que BIENALSUR viene proponiendo a lo largo de su tercera edición con otras muestras como “Ecologías radicales”, “Las aguas bajan turbias”, “La oficina del agua”, “Laboratorio Anfibio del Plata”, “Paisaje en foco. Miradas desde el presente”, “Sueños de rebelión silvestre”, “Paraísos artificiales”  y “Un resabio de austera luminosidad”, entre otras.

Km: 0

Sede: MUNTREF Centro de Arte Contemporáneo y Museo de la Inmigración - Sede Hotel de Inmigrantes

Dirección : Av. Antártida Argentina S/N (entre Dirección Nacional de Migraciones y Buquebus)

Ciudad : Buenos Aires

Argentina

Artista(s):

Carlos Ginzburg (ARG)

Curaduría:

Diana B. Wechsler (ARG)

Hugo F. Romero (ARG)

Eje(s) curatorial(es):

Conciencia Ecológica

Tipo(s):

Exposición

Desde el 19/11/2021

Hasta el 23/12/2021